Archivo | agosto 2017

Síndrome de Skeeter

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La mayoría de la gente está familiarizada con la picazón y el malestar leve que por lo general está asociado a una picadura de mosquito.

Pero para algunas personas, una picadura de mosquito tiene consecuencias mucho más graves producidas por una alergia a los polipéptidos de la saliva de los mosquitos.

Cuando recibes una picadura de mosquito, este no sólo chupa la sangre, sino que también inyecta saliva para diluir la sangre antes de chuparla. La saliva contiene una variedad de enzimas, esto es a lo que el cuerpo reacciona en una alergia a picadura de mosquitos.

Los enfermos por las picaduras de mosquito presentan una hinchazón excesiva y ampollas. El área afectada esta dura y caliente al tacto, y la hinchazón es similar a la que acompaña a una picadura de abeja. En casos extremos, una picadura de mosquito puede causar choque anafiláctico, asma y angioedema.

En algunos casos un individuo sin antecedentes de síndrome de Skeeter de repente se presenta con síntomas que van de moderados a graves. Aunque no hay ninguna causa conocida, los estudios han demostrado que la reacción inmunológica es una, donde el cuerpo está tratando de luchar contra el miembro infractor. Debido a que hay más de 16 especies de mosquitos es posible que una mordedura por una especie desconocidas desencadene la reacción alérgica.

El tratamiento del síndrome de Skeeter implica el control de los síntomas. Se deben aplicar tratamientos tópicos para minimizar la comezón y la hinchazón, y tomar antihistamínicos para controlar la reacción alérgica presente y permitir que el área afectada se cure, estas son las formas más tradicionales de tratamiento. Las personas con antecedentes de shock anafiláctico deben tener un EpiPen a mano por si empiezan a mostrar signos de una alergia a los mosquitos.

Al igual que con la mayoría de las alergias, la prevención es el mejor tratamiento. El uso de mosquiteros en la noche, repelentes de insectos tópicos, y el uso de insecticidas son muy importantes para ayudar a mantenerse a salvo de los mosquitos.

Las personas que viven en una zona pantanosa o zona tropical deberían ser especialmente cautelosas y asegurarse de contar con pantallas en todas las puertas y el uso de pastillas de mosquitos en la noche para evitar las picaduras.

El Síndrome de Skeeter puede afectar a personas de todas las edades, pero es particularmente común entre los niños pequeños y los bebés. Mantén una red sobre la cama de tu hijo y asegurarte de que le aplicas repelente de insectos durante el día son las mejores maneras de evitar una reacción desagradable.

Es importante que los niños que son alérgicos a los mosquitos eviten jugar al aire libre después del anochecer, así, ya que es el momento en que los mosquitos se convierten en más activos. Dado que los mosquitos son tan comunes, evitar la picadura puede ser muy complicado.

Afortunadamente, hay muchos tratamientos que puedes utilizar para controlar los síntomas, siempre y cuando estos se produzcan. Añadir un poco de bicarbonato de sodio a la tina de tu hijo puede ayudar a aliviar la picazón y la inflamación. Antihistamínicos tradicionales, como el Benadryl, también son muy útiles y pueden ayudar a acelerar el tiempo de recuperación y disminuir las molestias. Tiempo de curación de la ampolla varía en función de factores explica en este artículo.

El Síndrome de Skeeter es una reacción alérgica severa a la saliva del mosquito. Los afectados experimentan hinchazón extrema, dolor, picazón, formación de ampollas y, en algunos casos, incluso un choque anafiláctico. El mejor tratamiento es evitar el contacto con los mosquitos, lo cual es, por supuesto, más fácil decirlo que hacerlo. El tratamiento de los síntomas con soluciones tópicas y tomando antihistamínicos por vía oral puede ayudar a acelerar la recuperación y reducir la severidad de los síntomas.

 

 

Esta entrada fue publicada en 31 agosto, 2017.

La Tarjeta Sanitaria Europea para Erasmus

 

 

 

 

 

 

Los programas ERASMUS dan la opción a los universitarios españoles abordar una parte de su plan de estudios en otro estado de la UE, como por poner un ejemplo Islandia, Francia, Finlandia, Suiza, Turquía o tal vez Macedonia, de exactamente la misma manera que otros jóvenes europeos vienen a nuestro país. Esta es una manera de conseguir experiencia, aprender el idioma y aumentar la empleabilidad, en tanto que el porcentaje de desempleo de los universitarios ERASMUS es un veinticinco por ciento menor que la de los demás universitarios.

De forma previa a realizar el viaje, los universitarios deben efectuar diversas gestiones y una de ellas se centra en preparar la asistencia en materia de salud a lo largo del período que dure la permanencia estudiantil en el estado de la UE elegido. Normalmente, los propios centros universitarios aconsejan a los universitarios en este aspecto, mas no está de sobra tomar en consideración estos consejos:

Consejos para los universitarios Erasmus

De forma previa a tu traslado, solicita la Tarjeta Sanitaria Europea. Este título sanitario otorga al estudiante el acceso total a los mecanismos nacionales sanitarios en el Ámbito Económico Europeo y Suiza en exactamente las mismas condiciones que los ciudadanos de esos estados. Tienes que tomar en consideración, por tanto, que, si el sistema sanitario del estado en el que vas a vivir es de copago o bien basado en el reembolso, vas a ser atendido de este modo.
Asimismo es recomendable contratar un seguro de viaje auxiliar. Pueden darse situaciones como pérdida de vuelos o bien conexiones, perdidas por retrasos o bien cancelaciones, urgencias familiares o bien imprevisibles que demanden el retorno ya antes de lo previsto. De igual forma pueden darse latrocinios, daños y pérdida de equipajes o bien retraso en la recepción de exactamente los mismos. Ten presente que las Embajadas y Consulados no abonan gastos sanitarios, ni de movilidad, repatriación o bien estancia.

Esta entrada fue publicada en 2 agosto, 2017.